Café Melba, Las Condes

Con nieve y todo, partí a probar uno de los mejores brunch de Santiago: el del café Melba, en Don Carlos. Lamentablemente, los sándwiches parece que no siguen la misma línea que el brunch, porque me costó encontrarle cosas buenas. Pedí el sándwich Tailandés. Tiene pollo frito, cama de rúcula, piña grillada, queso Camembert y mostaza, en pan Baguette ?. A ver. El pollo era CERO crujiente. Era como cuando uno recalienta nuggets en el microondas (classic). Como desayuno después de un carrete, apañan (con ketchup), pero en un sándwich en un restaurante, ese apanado latigudo es malísimo. Además, la piña (que NO estaba grillada), era en conserva. Totalmente distinta a una exquisita piña fresca. Mal ahí. El queso Camembert es rico, pero venía muuuuuuy poco (lo mismo con la piña). De hecho, creo que sólo en una mascada pude probar todos los ingredientes juntos. Y el pan, ahí no más. Una lástima, porque pintaba para bueno. En el papel, era excelente. En la práctica, malo malo.

SANDWICH TAILANDÉS

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *