The Crepe Café, Providencia

Acierto en el Costanera Center

The Crepe Cafe

Cómo llegué

Tengo la suerte de ser muy amigo de una de las asesoras de moda más pro de Chile. Sofía Lavanchy (@SofiaLavanchy_AsesoraDeImagen). Ella estudió Asesoramiento de Imagen en una de las capitales de la moda, Buenos Aires, y ahora está planificando otros cursos en España. Es tan seca, que me costó lograr una reunión con ella, así que cuando lo logré, fuimos a comprar al Costanera Center y aprovechamos de ir a comernos un sándwich al The Crepe Cafe y ponernos al día.

La verdad no lo teníamos muy planificado ni nada, pero después de un par de horas recorriendo tiendas y eligiendo pilchas que vayan con el estilo que habíamos trabajado, nos bajó el hambre y atacamos. No soy muy amigo de las grandes cadenas de comida rápida (aunque les mentiría si les dijese que no voy jaja), así que buscamos otra opción en el último piso del mall. Y la Sofi me dijo que había comido un par de veces en The Crepe Café y que era simple pero rico. Le hice caso y nos sentamos.

 

El restaurante The Crepe Cafe

The Crepe Cafe es una franquicia que tiene locales en San Francisco (Estados Unidos) y en París, además de contar con tres locales en Santiago, todos dentro de centros comerciales. Así, puedes toparte este restaurante en el Alto Las Condes, Portal La Dehesa y Costanera Center.

Al quedar dentro de un mall, tampoco se esperen el gran descubrimiento del año, pero sí es una buena opción de comida saludable y rica a la vez (combinación que no es taaan fácil de encontrar dentro de lugares como este).

Tiene un gran comedor abierto, con dos amplias entradas. Es un detalle, pero se nota que los administradores le sacan el jugo a cada metro cuadrado, porque las mesas están demasiado pegadas una de otra.

La cocina está ahí mismo, a la entrada del local. Ahí puedes ver a los cocineros armando los crepes dulces y salados, las ensaladas y los sándwiches. De hecho, hasta puedes verlos si pasas por afuera.

 

La carta de sándwiches

A pesar de ser un local de crepes, tienen varios sanguchitos. Concretamente, ofrecen diez tipos de sándwiches. Dentro de ellos, hay dos hamburguesas bastante contundentes. También hay una opción vegetariana (aunque medio fome), y tres clásicos como lo son el churrasco chacarero, el italiano (agregado ají verde) y el Barros Jarpa planchado.

Me pedí el de Jamón Serrano, que tiene jamón serrano, queso Parmesano, aceitunas negras, rúcula y aceite de oliva, dentro de un pan italiano frotado con tomate rallado. Además de ese, me tincó harto el “Philly Cheese”. Es una preparación muy típica de Philadelphia, y tiene carne a la plancha, queso mantecoso fundido, cebolla y pimentones caramelizados.

 

El sándwich de Jamón Serrano

Me sorprendió. Sabía de antemano que difícilmente me encontraría con un restaurante de cinco narices de chancho, pero nunca pensé que saldría feliz. Me declaro casi un detractor de la comida dentro de los malls (obvio que hay excepciones), pero la Sofi me convenció de entrar. Y le achuntó.

Primero, es un sándwich contundente. Te dan harto por el precio que pagas. Y es que por muy chicos que sean los panes italianos, cuando te ponen DOS sándwiches en tu plato, es imposible salir con hambre. Además súmenle que tenía harto de cada ingrediente.

El pancito estaba muy crujiente, como a mi me gusta. Además, tenía un excelente balance entre corteza y miga. Me gustó. De hecho, como era en formato chico, el relleno resaltaba muchísimo más.

Harto jamón serrano. Harto queso Parmesano. ¡Hartas aceitunas! Rúcula fresca… en serio les digo que fue un agrado. Nada nuevo porque los sabores son conocidos y la combinación clásica, pero es un buen sándwich, incluso si lo compras fuera de un centro comercial.

 

En resumen

Lo que les decía. No es un “WOWWWW, por favor vengan, no se lo pueden perder”. Pero sí es un “si están en el mall, pasen si quieren comer rico y sano”.

Como dije arriba, uno tiene la idea de que la comida dentro de los centros comerciales en general es comida chatarra. Pero no. Ahora cada vez te encuentras con más y mejores cocinas. Incluso, hay grandes restaurantes. Pero el The Crepe Cafe tiene una particularidad. Siento que es tan rico como esos restaurantes pro, pero es mucho más rápido. 

Quizás no cuentan con el mejor ambiente, pero si andas semi apurado y no quieres zamparte un McDonald’s ni nada parecido, prueba acá. Tres narices de chancho bien ganadas. Además, una buena noticia saber que en un local especializado en crepes y panqueques, también puedes encontrar buenos sándwiches. Quedé con la deuda pendiente de probar los crepes. Si vuelvo al mall, pasaré seguro.

JAMÓN SERRANO

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *